top of page

LIDERANDO CON EL EJEMPLO, EL RETO A LA COHERENCIA

Actualizado: 14 feb 2020

La mayor dificultad de quienes tienen la responsabilidad de estar frente a un grupo, sea como líder, responsable o director, es la de mantener comportamientos coherentes y alineados con las expectativas de quienes le observan y califican en su actuación diaria.

En muchas ocasiones hemos escuchado la frase “se lidera con el ejemplo”, pero quizá no hemos hecho el ejercicio de profundizar en el alcance y sentido que tiene para la cultura organizacional y para los procesos de gestión en la organización.

Convertirse en referente es un riesgo que se incrementa cuando se hace una auto proclamación de la misma, me refiero a que no es fácil mantener una línea de conducta que pueda o deba ser seguida por los demás, entre otras cosas porque cada persona es diferente y lo que para unos puede resultar deseable para otros no necesariamente lo es.

En muchas ocasiones escuchamos a los jefes predicar sobre la importancia de tal o cual comportamiento y más demoran en terminar su desiderátum que ellos mismos en ser sorprendidos en indeseables y a veces cuestionables conductas, de tal manera que se encargan de invalidar dichos propósitos. Esto mismo ocurre quizá porque el liderazgo es débil y está sujeto a la autoridad que le otorga el cargo y no necesariamente al que le ofrecen los resultados de su gestión.

Dar ejemplo significa también que hay un hecho o comportamiento que deber ser seguido o evitado y por tanto los responsables de SER ejemplo deben cumplir una serie de características. Quiero resaltar la importancia de hacer la diferencia entre DAR el ejemplo y SER el ejemplo ya que tiene una implicación conceptual profunda pero de consecuencias prácticas graves por cuanto DAR es una demostración de lo ideal que debería hacerse respecto de algo, mientras que SER significa encarnar en sus acciones lo que debe ser imitado, replicado o seguido por otras personas en la organización.

El ejemplo, en términos de comportamiento, es una acción consciente e intencional que pretende ser mostrada a otros como dignas de ser imitadas, en este sentido podríamos cuestionar la validez de un liderazgo donde el ejemplo no nace de un convencimientos personal y profundo que afirme la acción sino que por el contrario se convierte en una máscara que oculta una agenda de incoherencia y que por tanto no expresa la realidad de lo que se quiere con la acción propuesta.

Para no complejizar esta reflexión, lo que pretendo es invitar a debatir si realmente SER ejemplo para alguien es válido en términos de formación o se trata simplemente de un proceso que termina en la incoherencia manifiesta cuando las circunstancias obligan a cambiar la dirección inicialmente propuesta como deseable de ser seguida e imitada.

Conocemos casos en la historia de personas que fueron coherentes con sus principios y valores, que entregaron su vida por una causa y que son dignos de ser imitados, los hay en el campo religioso, social, cultural, deportivo, empresarial, etc.., ahora bien la pregunta es si su vida fue una dedicación a la tribuna, donde son juzgados por sus resultados, o bien se trata de personas que descubrieron y/o han identificado que SER ejemplo es una consecuencia natural de la cotidianidad y no una experiencia pasajera.

La gran crítica a muchos de nuestros íconos empresariales, sociales, religiosos, etc.., es su capacidad de mantenerse como líderes dignos de ser imitados y seguidos. En muchos momentos descubrimos historias y hechos que harían indigna a la persona y que por tanto los llevan a perder la credibilidad de la cual gozaban y se convierten de un momento a otro en anatema al que nadie quiere siquiera nombrar.

Finalmente, me parece que vale la pena pensar que el liderazgo transformador debe ir más allá del ejemplo, debe incluir la posibilidad de la equivocación y del error, el liderazgo no es para SER ni para DAR el ejemplo, se trata más bien de TRANSFORMAR con el ejemplo, en la posibilidad de convertir la gestión en una experiencia nueva para los integrantes del equipo de trabajo. El liderazgo es un componente necesario en los procesos de transformación y el ejemplo es una opción que está disponible para ser tomada, mejorada o cambiada, de tal manera que los resultados atiendan las expectativas y propósitos de la organización.


JOSE MANUEL VECINO P.

Filósofo, especialista en Gestión Humana y Magíster en Gestión Ambiental

Si deseas comunicarte conmigo puedes hacer escribiendo a pioneroslatam@gmail.com o bien me puedes escribir o llamar por +57 3112143825 (Colombia)

505 visualizaciones5 comentarios

5件のコメント


DAVID HERRERA
DAVID HERRERA
2020年2月25日

Al rededor del liderazgo siempre existirán muchas teorías u opiniones acerca de lo que se debe hacer,como se debe hacer y si la persona en la que recae ese título cuenta con las capacidades y habilidades suficiente para ser llamado "Líder", basado en esto nace la expectativa de que se espera y que debe dar un líder dentro de un grupo u una organización ,siendo esto una teoría muy errónea y egoísta, ya que el Líder es una persona designada por destacarse en sus habilidades para guiar y orientar a un grupo hacia un objetivo en común de la manera más eficiente y en conjunto con los colaboradores,proceso en el cual el líder pondrá en marcha todas sus capacidad…

いいね!

Estoy de acuerdo con el autor en que ser líder va mucho mas allá de querer serlo , es importante ser coherente con las ideas que expreso y como las llevo a cabo , ya que al ser lideres muchas personas nos toman como ejemplo y al hacerlo , no solo imitan o llevan a cabo lo que pensamos sino también lo que hacemos .

Otra característica muy importante que debe tener un líder , no solo es SER un buen ejemplo también es importante reconocer cuando se equivoca , reconocer sus errores y tener la capacidad de escuchar criticas para ser siempre mejor .

いいね!

En cuanto al texto, pienso que SER el ejemplo es lo ideal para una persona que sea líder o responsable de algo, ya que el grupo de personas que tenga a cargo en la parte laboral verán en esa persona el comportamiento que refleja en diferentes situaciones que se presenten y ellos querrán imitarlo y comportase de cierta forma como aquella persona, ya que como se ha dicho varias veces, un líder motiva e inspira a su equipo, y también quiere lo mejor para su grupo debido que aquí no prima los intereses propios de un líder. La demostración es la prueba en la cual se refleja el ejemplo que el líder es, y por medio de la transformación se…

いいね!

Estoy de acuerdo con el autor del texto, puesto que una persona debe SER ejemplo y no DAR ejemplo.

El SER es algo natural que la persona brinda a los demás, sin necesidad de fingir y mostrarlo de forma obligada, por otra parte DAR se vuelve algo obligatorio, y no es algo que salga de forma natural y esporádica.

Por tal motivo, uno debe SER ejemplo y no DAR ejemplo.

いいね!

A partir de el texto, pienso que el autor tiene toda la razón en afirmar que las personas a pesar de ser líderes inspiradores, tienen derecho a equivocarse ya que en la actualidad a muchas personas se les ataca por cometer errores pero se omite en la mayoría de las contravenciones que todos somos seres humanos con derecho a equivocarnos y que las consecuencias de una acción errónea no significa que eso nos vaya a definir por lo que somos durante toda la vida. Muy buen texto.

いいね!
bottom of page